Historias y Leyendas

Las aventuras, campañas, tesoros y hasta los mismos personajes toman forma gracias a las historias y leyendas particulares del mundo o de fuentes externas. Es por ello que se vuelve fundamental tener esta base para crear algo de la nada. Esta entrada se enfocará en cómo podemos usar las historias dentro de las historias, leyendas de este mundo y el folklore para dar un mejor sustento a las motivaciones de los personajes así como hacer la percepción del mundo imaginario una más realista y detallada.

Todos Somos Historias

He mencionado con anterioridad varias fuentes de inspiración para los DMs con tal de que tengan una base de para crear sus propias narrativas. Pero aparte de eso podemos crear historias fantásticas basándose en historias cotidianas. Solo es de agregarle un pequeño giro. Por ejemplo, las personas se cruzan con todo tipo de situaciones inusuales. Vivencias que salen de lo común, anécdotas extrañas que parecen inventadas pero son historias reales. Le sucedieron al amigo de un amigo. Usando eso como base lo modifican con la siguiente línea de pensamiento: ¿Qué hubiera pasado si eso hubiera sucedido en un mundo de fantasía? ¿Qué tal si alguien hubiera podido usar magia? ¿Qué artefacto mágico hubieran utilizado? Esas y otras preguntas similares sirven de semilla para crear una historia fantástica como inicio a una aventura. Luego solo deben agregar unos cuantos detalles y girarla a medida que se ajuste a lo que se les venga a la mente.

Historias del Mundo

Como sucede en muchos sistemas de campaña, existen varias historias y folklore resultado de las civilizaciones o eventos que en teoría los personajes pudieron alguna vez haber escuchado y/o vivido. Esto es esencial para dar razonamiento al estado actual de las cosas y justificación para tomar ciertas acciones. Nunca se debe esperar que los jugadores como tal conozcan cada detalle del mundo o escenario. Es más, el DM tampoco necesita saber todas y cada una de las historias de Eberron para poder jugar un módulo situado en ese mundo. Solo es necesario saber las historias conectadas a ese módulo a fin de que los jugadores comprendan la escena frente a ellos.

Esto es especialmente valido en aquellas sesiones o campañas situadas en mundos creados por un DM imaginativo. Cada vez que descubren algo nuevo es el momento ideal para interrumpir momentáneamente una escena y describir uno, varios o todos los personajes involucrados saben algo relacionado a la historia. Algo como:

“Entonces ustedes se recuerdan que este Conde es el heredero de estas tierras por un casamiento por conveniencia que hubo entre ambas familias hace veinte años.”

En otros casos donde la información puede que no sea de conocimiento publico, se puede pedir un tiro de inteligencia con una habilidad adecuada, como naturaleza, historia, arcana, etcétera. pero con una dificultad moderada. Dependiendo del resultado pueden añadirse ciertos detalles que enriquecen la historia.

Creando a los Creadores

Muchas veces, la mejor manera de que los jugadores encuentren pistas para avanzar en la historia es por medio de libros escritos en la antigüedad, hablando con ciertos NPCs que se han del mundo u otras formas similares de conocimiento.

Para el tema de libros se trata de historias folkloricas, crónicas, recuentos bibliográficos, tesis de magia arcana, información de cultos y temas teológicas, etc. Todos estos fueron escritos por alguien, y ese alguien puede tener un nombre evocativo para que los jugadores sepan no solo el contenido del libro por medio del título, sino también un poco del como fue escrito debido al autor. Lovecraft y J.K. Rowling tienen ambos usan este recurso en sus historias para llenar sus respectivos mundos de información adicional.

El Manual del DM ya incluye ciertos generadores para crear nombres de NPCs. Para este proposito, hice un generador parecido usando columnas númeradas para que con el tiro de un dado se pueda elegir una parte del nombre o bien, hacer una combinación como más prefieran. Las tablas se encuentran divididas en nombres razas, ya que cada una tiene diferentes preferencias por cierta combinación de consonantes.

1 El a del
2 Mit e en
3 Al o os
4 Mael u ond
5 Fin wa ond
6 Glor we os
7 Math wo ar
8 Nol en sar
9 Sin dar dar
10 Val ar el
11 Leg ol er
12 Un sha em

Los Enanos incluyen sus apellidos en sus escritos, ya que la familia es muy importante para ellos, y los trabajos que guarden la historia del clan son importantes. Entonces incluyo dos tablas, un para los nombres y otra para los apellidos o nombres de clan.

1 Thor arak 1 Long Hammer
2 Lok anak 2 Brave Anvil
3 Dur azan 3 Tall Beard
4 Dor azon 4 Big Lock
5 Don adun 5 Short Fist
6 Tok in 6 Steady Steel
7 Ton din 7 Hot Foot
8 Kor ok 8 Cold Stomach
9 Kar on 9 Bane Helmet
10 Tar or 10 Strong Armor
11 Tan in 11 Iron Shield
12 Kan o 12 Steel Mountain

Los humanos y Tieflign por otra parte tienen nombres bastante comunes para nosotros. Para los escritos en libros o leyendas tienden a ser acompañados por títulos implican algo de su personalidad. Esta lista incluye esos títulos para crear personajes tales como Bran el Constructor, Aeris el Rey Loco y así sucesivamente.

1 Loco 11 Rápido
2 Sabio 12 Alegre
3 Alto 13 Feliz
4 Valiente 14 Triste
5 Roto 15 Implicador
6 Constructor 16 Inquisidor
7 Justo 17 Astuto
8 Fuerte 18 Suave
9 Humilde 19 Duro
10 Orgulloso 20 Imprevisto

De igual forma, los Halflings tienden a tener nombres comunes o parecidos a los humanos, pero con apellidos que evocan lugares familiares para ellos.

1 Under Foot
2 Over Fellow
3 Long Pipe
4 Short Creek
5 In Burrow
6 On Mason
7 Through Bag
8 Free Road
9 Sneaky Door
10 Nible Kettle
11 Big Cup
12 Small Plate

Los medio orcos tienden a usar pesudonimos para hacer publicos sus escritos ya que la mejor forma para su cultura de alcanzar renombre en la historia es por medio de proezas físicas que son escritas por otros. En el caso de los medio elfos, sus nombres usan variaciones de las tablas de elfos y humanos.

Yo soy Leyenda

A veces las leyendas no son tan conocidas o simplemente no se han puesto a pensar en que tipo de leyendas encajan en el mundo. No hay problema. Aún sin ello, las aventuras en la que los aventureros embarquen pueden ser la piedra ángular para formar el folklore del mundo. Estos empezarán a ganarse un lugar en el mundo y sus acciones o falta de ellas hará eco en el tiempo. Voy a dar un ejemplo de cosas que he logrado hacer:

Sei, era una elfa monje. No existían más de ellos en el mundo y comenzó a entrenar a otros en artes marciales. Con el dinero de las aventuras logró comprar su monasterio e incluso formar una orden. Cada nuevo nivel, era ella encontrando una nueva forma de utilizar su ki y pasar ese conocimiento a las generaciones venideras. Con el paso del tiempo, su monasterio se expandió y dio inicio (en ese mundo) a la orden del Puño Abierto. Entonces, para todas las campañas futuras todos los monjes con ese camino deben haber estudiado en el monasterio de Sei o tener alguna conección con ella.

En otro caso, Seshuan era un bardo que cansado de explicar a otras razas como medir el cambio del tiempo se limitó a decir que la noche era ese momento del día cuando la tierra se cubría con una capa llena de agujeros, y por medio de esos agujeros era que se veían las estrellas. Desde entonces, esa es una historia común para contarle a los niños en las hogueras de ese mundo.

Muchas veces las historias que contamos un día, o las historias que los jugadores cuentan son todo el combustible que necesitamos para futuras aventuras. Más aún dentro de un grupo consistente de jugadores. Si no, preguntenle al Victorious Party Pass.

Los DMPCs

En algunas ocasiones las circunstancias pueden hacer que un NPC vaya más allá de un simple personaje más con el que los jugadores interactuan. Estos personajes, al igual que el resto de los NPCs, son controlados por el DM pero con una diferencia clave: son parte activa del grupo de aventureros. Esto quiere decir que ese personaje embarca con los personajes en las aventuras, participa en combate, recibe una parte del botín, experiencia, y demás recompensas, etc. ¿Qué? ¿Pensaban que un DM no podía tener un personaje también? Pues les tengo noticias: si se puede. Sin embargo este personaje debe tratarse con un poco de cuidado. Hay unas cuantas “trampas” o errores comunes en los que algunos DMs pueden caer al tratar de integrar un personaje de su propia creación a la historia.

Rol en la Historia

Un DMPCs juega un papel en la historia principal de la misma manera que el resto de los personajes, pero este debe ser más un facilitador que un protagonista como el resto. Puede ser el disparador para el inicio de varias aventuras. Dependiendo de su clase o su trasfondo puede cumplir varios propositos en el grupo. Un DMPC Rogue puede ser el contacto con varios NPCs importantes en el bajo mundo. Un Wizard conoce los lugares donde se puede encontrar información relevante para resolver un problema ya sea en forma de bibliotecas u otros NPCs. Un bardo sabe los mitos y leyendas sobre un lugar, personaje o cosa con la que los jugadores deban interactuar a corto o largo plazo. Un Clérigo puede recibir pistas o dirección divina para realizar ciertas acciones y así sucesivamente.

El error en el que muchos caen con este recurso es el utilizar a este personaje para llevar a los jugadores a realizar acciones que no desean hacer. La decisión final de hacer algo debe caer siempre en los jugadores. Claro que el DMPc puede ser una fuerte motivación, pero al final siempre es decisión del grupo que hacer y que no hacer. Las opciones de como continuar la historia y de como resolver los problemas siempre deben recaer en los jugadores. Mentiría si dijera que nunca he dado pistas o alguna especie de indicio sobre que cual sería el mejor curso de acción. Si esto es correcto o no, es tema de debate. Por una parte ayuda mover el flujo de juego pero por otra parte los jugadores pueden A) sentirse frustrados de que el DMPC haga las cosas importantes o B) los jugadores dependan del DMPC para resolver sus problemas. Por lo que a veces es bueno usar las ideas generadas por el DMPC como una cortina de humo para crear otro tipo de complicaciones.

Consejos

Creen un personaje de apoyo: el DMPC no debería ser el centro de atención o brillar más que los personajes del grupo. Por lo general, un bardo u otro tipo de personajes con poderes curativos son buenos para esta tarea. También, si el grupo tiene algún rol faltante o necesita complemento para facilitarle alguna tarea, es bueno usar el DMPC para llenar ese espacio.

Hagan que tenga sentido: el DMPC no debe ser solo un tipo que conocieron. Quizás sea el que otorgó al grupo una misión y desea que lo ayuden a cumplirla, es decir, el que la otorga no se sienta a jugar con los pulgares si no más bien contrata a los aventureros para llevar a cabo un objetivo. Quizás es el emisario o supervisor de un noble que acompaña al grupo para ese mismo propósito. En otros casos puede ser un capitán veterano que por infortunio ya no puede comandar su propio barco y ahora debe permitir a los aventureros hacerce cargo, pero no sin dejar de acompañarlos. Cualquier razón que justifique a un personaje ser parte del grupo es valida para el DMPC.

Personalidad: debe tener una personalidad propia. Pueden basarse en las guías de personalidad dadas en los Backgrounds del Manual del Jugador. No debe ser demasiado notorio (ver punto 1) pero si distintivo. Solamente piensen que están hablando como otro de los personajes que habita el mundo, con su propia voz, modismos, idiosincracias, etc.

Por último, sugiero asegurarse que los jugadores quieran o al menos no les importe que tengan un DMPC siguiendo al grupo. Por lo general esto nunca es un problema pero no está de más preguntar.

Implementación

Los DMPC, así como cualquier otro personaje, puede venir de muchas formas, tamaños y colores. Algunas veces es un aventurero como el resto del grupo. Otras veces es una especie de guía o compás moral, o persona de interés que acompaña a los aventureros pero no participa en peleas. Incluso, algunas veces han sido monstruos más o menos inteligentes que acompañan a los jugadores en sus aventuras. Para ejemplificar este último caso, usaré dos casos de éxito: uno sobre Splug, un Goblin encontrado en H1 Keep on the Shadowfell  y otra sobre Trogg, la historia de un orco leída en un hilo del foro de discusión de WotC.

Mythos: Splug

El grupo era algo variado, los jugadores venían y se iban. No voy a hondar mucho en quienes estaban jugando si no más bien en el NPC conocido como Splug. Este era un Goblin encerrado en una jaula dentro del calabozo principal. El modulo describía a este Goblin como un tramposo y manipulador. Había sido enjaulado por hacer trampa en los juegos de dados y cartas. Los jugadores decidieron liberarlo y este los acompañó.

El modulo decía que Splug trataría de negociar con ellos para que lo liberarán para luego traicionarlos en el primer momento que puedan. Para mi impresión de Splug decidí hacerlo bastante habil (después de todo, tenía que serlo para hacer trampa) así como un charlatán. Hacía varios trucos dignos de un personaje de Looney Tunes. Al final, no tenía corazón para que Splug los traicionara. Decidí hacerlo mi DMPC y que acompañara al grupo a todas partes. Esto significa que estuvo en los otros dos modulos H2 Thunderspire Labyrinth y H3 Pyramid of Shadows.

Un par de veces ayudó a los jugadores a completar unos cuantos acertijos, pero no dando la respuesta, mas bien dando sugerencias de que podían hacer o por donde ir. Pero los dados siempre los tiraron los jugadores. Las elecciones siempre quedaron por parte de ellos. Al grupo le gustó mucho Splug: sus bromas, su voz, sus locuras y hasta esa vez que lo dejaron atrás en la taverna y al volver de su aventura descubrieron que estaba actuando como bardo, contando las aventuras de “Splug y los otros 6”, es decir, todo lo que habían hecho hasta ese momento.

En ocasiones hace cameos en mis otras campañas porque nunca se sabe. Splug está en todo.

Mythos: Kronk

El Grupo consistía de un Paladín humano, un Ranger elfo, un Fighter mitad dragón azul, y Cale… quien es uno de cada cosa. Adicionalmente estaba Trogg, un DMPC orco que habían recogido antes en el juego al rescatarlo de monstruos y ahora seguía al grupo como una especie de sirviente. Percía un cachorro, dispuesto a ser de utilidad al grupo. En este momento de la historia, estaban todos en lo alto de las montañas cuando una ventisca los asedió y encontraron refugio en una cueva.

Roy (Paladin): “Necesitamos hacer algo de fuego. . . alguien tiene un pedernal o un hechizo?”
Deed (Ranger): . . . No tengo pedernal y acero.
Kurk (medio-dragon): Yo tampoco.
Trogg: TROGG ECONTRARÁ FUEGO!
Roy: Qué bien, Trogg.  Cale, tienes un nivel de Wizard, ¿Verdad?
Cale: . . . No tengo hechizos de fuego preparados.  Me tomaría ocho horas, pero para entonces ya estaremos congelados.
Trogg: TROGG ECONTRARÁ FUEGO!
Roy: Si, si, Trogg, que bueno pero. . . Trogg, ¿Qué estás haciendo?
Trogg: TROGG ECONTRARÁ FUEGO!
Cale: ¿Acaso Trogg acaba de salir hacia la ventisca?
Roy: Iré tras de él
DM: Al salir de la cueva, no puedes ver donde es que ha ido Trogg… la tormenta es muy fuerte. Apenas puedes ver lo que está frente a ti.
Roy: . . . rayos, doy la vuelta.

Así que después de una larga y horrible noche, finalmente lograron usar el aliento de electricidad del medio-dragón para encender una fogata. Despertaron a la mañana siguiente y salieron a ver afuera y… encontraron un orco congelado a unos 50 pies afuera de la cueva.

Roy: Pobre, no llegó muy lejos ¿Verdad?
Cale: … esperen un momento, está viendo HACIA la cueva, no alrevez.
Deed: … y tiene una antorcha apagada en su mano y está sonriendo.
Kurk: hijo de la gran… este loco encontró fuego.

Conmovidos por su sacrificio, tuvieron un servicio funerario ahí, consignando su alma a Grummsh o cualquier deidad que tuviera interés en el alma de un orco con buen corazón… y pusieron el siguiente epitafio en su tumba.

*TROGG
Encontró fuego.*

Ser DM es divertido. De verdad.

Uno de los problemas más frecuentes y más complicados a la hora de tratar de vender la idea de ser DM es que muchas personas lo ven como una gran carga. Incluso con la elaboración de este blog he recibido uno que otro comentarios explicando que mis artículos aunque informativos e interesantes no ayudan a disipar la idea de que el ser DM es más como un trabajo que como algo para disfrutar y divertirse. Debo admitir que descubrir eso me ha desanimado un poco ya que el objetivo primordial de este espacio era generar contenido que finalmente permitiera a más jugadores convertirse en DMs.

Dado esta situación me veo con la necesidad de escribir una entrada en la que planeo narrar no solo experiencias positivas de ser DMs si no que también razones puntuales que en varios de mis camarada los motivan a continuar con este rol en los grupos de juego. Espero me crean cuando digo que ser DM es más divertido y menos laborioso de lo que aparenta. Por mucho.

No trabajen duro. Trabajen de forma inteligente

Solo ver los libros del manual del jugador, sumado a los otros dos: Manual del DM y el Manual de Monstruos puede dar la idea de que un DM debe leer al menos tres libros antes de poder sentarse y jugar. Mentira. Error. Están equivocados. No se quien les dijo eso pero les están tomando el pelo. Quítense esa idea desde ya. Lo dije una vez al contar como fue mi primera vez como DM, pero no se necesita saber todas las reglas. Los juegos de rol existen en muchas formas que van desde niños en los parques imaginando que vuelan hasta personas mayores en foros de discusión. Las reglas no son lo que hace divertido el juego, solo son lo que le da estructura y un marco de referencia en común para que se pueda dar el juego, pero los mismos textos dejan claro que todo eso no son más que guías flexibles.

Mythos: DM Confucio

Una vez un jugador curioso se acercó a DM Confucio y trató de plantearle un dilema. Le pregunto: Maestro, ¿Cuales son las tres cosas completamente indispensables para ser un DM?

DM Confucio respondió: Conocer las Reglas, Dados, y muchas ganas de jugar.

Este jugador entonces preguntó: y si tuviera que prescindir de una de ellas, ¿Cuales serían las dos más importantes?

DM Confucio pausó un momento y dijo: Dados y muchas ganas de jugar. Porque aún sin conocer las reglas, los dados dan aleatoriedad y las ganas de jugar mantendrían el juego marchando.

Y entonces el jugador lanzó la pregunta que desde un principio quería formular: ¿y si tuviera que prescindir de dos cosas, cuál sería la más importante?

DM Confucio ni siquiera lo pensó y dijo: muchas ganas de jugar. Porque aún sin saber las reglas y sin dados, el rol puede darse. Se ha hecho antes y se podrá seguir haciendo. Pero un DM que no tiene ánimos de estar en la mesa de juego está condenado a fracasar. 

La Preparación solo es tan Necesaria como se Desee

Otros creen que uno debe “sacrificar” cerca de 24 horas casa semana (mínimo) para prepararse apropiadamente para una sesión de 2-4 horas. Pero no es cierto. No solo se requiere menos si no que muchas veces llegué a la mesa de juego sin siquiera leer mis notas de la semana pasada. Otras veces he llegado desvelado, o sin leer el material prefabricado. La preparación es buena y ayuda a tener ciertas cosas en orden, pero no es indispensable para pasarla bien.

Mythos: El costo de la preparación

DM T le gustaba preparar las cosas con anterioridad. Se pasó la mayor parte de seis meses haciendo los pasillos, trampas y monstruos de una pirámide. Al terminar, el grupo de jugadores llegó a la entrada y dijo: nah, mejor no entramos. Y decidieron ir a otro lado. Esto lo frustró de sobremanera e hizo de todo con tal de convencer a los jugadores de pasar por su calabozo. Su error no fue el dedicarle tanto tiempo a su desafío, si no olvidar que los jugadores tienen motivaciones personales y que es a esas las que debe apelar en cada sesión de juego.

Por otro lado DM Aids había logrado cautivar toda la atención de su grupo. Pasó mucho tiempo diseñando un calabozo masivo y luego vio como a veces caían en las trampas, como algunas veces las pasaban, vencían los desafíos y todo lo que había preparado cobraba vida en cada sesión. Para él, su preparación fue recompensada al ver todo su esfuerzo reflejado. Nadie le dijo que se dedicara a tanto, fue decisión propia de crear un reto para sus jugadores que tanto ellos como él iban a disfrutar. Al final del día se disfrutan más las cosas por las que uno trabaja más duro, pero uno solo debe preparar tanto como uno esté dispuesto a hacerlo. Es un juego, no una tarea.

Memorizar Reglas es para los Abogados

Quién me conoce pensará que me he vuelto loco, tengo fiebre, o estoy siendo sarcástico. Pocas personas se adhieren tanto a las reglas como su servidor (pero es porque soy Lawful Evil). Aún así veo que muchos toman esto como punto de partida para creer que en todas las sesiones exitosas debe existir una enciclopedia de reglas ambulantes para poder mantener el juego de manera amena. Sin embargo esto no es necesariamente cierto. Las reglas dan un buen marco de referencia de como llevar a cabo varias acciones y que todos estén en la misma página. Pero si las reglas fueran perfectas no existirían tantos sistemas; no habría tantas actualizaciones y erratas; ni tampoco existirían los juegos imaginarios.

Muchas veces las situaciones se dan estirando las reglas a manera de cumplir el cometido que se desea. Parezco disco rayado, pero la flexibilidad de las reglas es su punto fuerte. Son muy buenas referencias, pero muchas veces las sesiones piden cosas que no están cubiertas en las reglas. Hay quienes pueden interpretar la falta de reglas para abordar una situación como algo malo, pero la actitud correcta es como una oportunidad para lograr algo inesperado. En palabras mías y de otros DMs, el que los jugadores hagan cosas inesperadas y no cubiertas en los lineamientos iniciales es lo que a muchos DMs más los satisface.

Mythos: Asalto en Poison Dusk

Un gran ejercito de las tierras humanas estaban invadiendo la isla de Poison Dusk. Los aventureros prepararon defensas de toda clase con los Lizardfolk nativos de la isla. Por un par de rondas se pudo repeler una gran cantidad de combatientes, pero al final llegaron a tierra y el verdadero combate masivo comenzó. Para este entonces Unearthed Arcana había sacado un documento de como llevar a cabo combate masivo, pero dejamos eso de lado y DM Ren ajustó las reglas de combate para dar la sensación de combate masivo contra ciertos grupos de combatientes élite. Las reglas fueron ajustadas a la situación para que se tuviera la mayor fluidez y narrativa cinemática. No usamos cuadricula ni tampoco miniaturas y aún así fue épico. Esto fue pensado y medido con anterioridad pero nunca antes implementado. Solamente se jugó con lo que el DM tenía en mente y todo funcionó a la perfección.

Mythos: La Muerte de Karavakos

En el primer modulo de 4ta edición: Keep on the Shadowfell había como encuentro final una batalla contra el Cultista Karavakos. El modulo estaba pensado para ser usado con un juego de personajes prefabricados pero permití la elaboración de personajes al gusto de cada jugador. Para el momento del desenlace, los aventureros debían evitar un portal al Shadowfell que mataba a quien estuviera a cierta distancia de él. Uno de los magos jugado por Sparks tenía entre sus At-Will Spells Thunderwave, un hechizo capaz de empujar a varias criaturas si fallan una tirada de salvación. Karavakos tenía muy buenos números, pero falló su tirada. Luego falló también la salvada para evitar ser absorbido por el portal. En resumen, el combate duró mucho menos de lo esperado. Pero esto tuvo un desenlace fantástico donde todos tomaron al mago de Sparks como un gran héroe que logró acabar con el villano. El modulo no estaba hecho para un personaje con ese hechizo, pero el resultado fue mejor de lo esperado.

Mythos: Plotters of Waterdeep

Terminaré esta entrada hablando de mi campaña más exitosa. Para evitar el problema de tener muchas reglas que leer y todos pudieran jugar de una vez les puse el ambiente (Waterdeep en Forgotten Realms) y les dije: ¿Qué quieren jugar? Les pregunté por que tenían pensado. Algo así como: Si las clases no fueran una restricción, ¿Qué cosas les gustaría que su personaje hiciera? Entonces ellos ponían que habilidad les gustaría tener y así se hizo. Si era demasiado poderosa le ponía una que otra restricción para hacerlo interesante pero les dejaba hacer lo que ellos quisieran. Luego les pedí que me dijeran que objeto mágico les gustaría tener y que hiciera lo que ellos quisieran. Nadie me pidió nada demasiado poderoso. Luego todos comenzaron con eso y ganaban 1 punto de experiencia cada sesión. Con 4 puntos podían comprar una habilidad extra cualquiera u otro objeto mágico (o darle más habilidades al que ya tenían). Esto les daba motivación para llegar a cada sesión. Además, trataba de que una vez por sesión yo les podía regalar 1 XP a un jugador a cambio de hacerlo fallar en algo importante o darle 1 XP a dos jugadores diferentes a cambio de hacer algo interesante/creativo.

Mi punto con esta historia es que aún sin reglas fijas de como resolver cada conflicto había mucha interacción entre jugadores y todo era bastante flexible. Cada sesión revisábamos si habría algo nuevo que introducir o solo seguir donde nos quedamos. No tengan miedo. Intenten nuevas cosas, vayan con el flujo de las cosas. Presionen botones y jalen palancas. Todo estará bien y será divertido.

 

Sistemas Económicos

No todos los sistemas manejan el dinero por medio de sistemas monetarios de oro, plata y cobre. Algunos usan monedas diferentes de nominar la moneda mientras que otros se apoyan de reglas más abstractas. En esta entrada vamos a ver un poco de usos interesantes para el dinero así como también un poco de que opciones existen para llevar nota de la opulencia de los personajes.

Dinero al Salir del Calabozo

Para muchos personajes (y jugadores) el dinero resulta siendo el mayor motivante para arriesgar sus vidas. En el pasado el dinero era la forma en que los jugadores podían pagar para subir de nivel. Así como leyeron: los personajes no obtenían experiencia si no que el dinero obtenido se convertía en la forma de medir su avance en niveles. Por experiencia les diré que no es tan malo como parece.

En tiempos más recientes no solo la experiencia y el tesoro se ha separado, sino que también hay muchas más opciones para gastar el oro. Sin embargo, las últimas dos versiones de Calabozos y Dragones (4ta y 5ta) han limitado el uso del dinero para usos prácticos pero no por ello deja de servir.

Los ejemplos más comunes para el uso del dinero es en comprar mejores armaduras, armas y equipo para sobrevivir a la interperie. Pero mucho de lo que está disponible es mundano. Las reglas base limitan la compra de objetos mágicos (a menos que sean comunes) y dejan que el dinero no sirva para conseguir un equipo superior. Solo más de las cosas simples. Entonces ¿En que gastar el dinero? Los libros apuntan a gastos de manutención, ciertos lujos como bebidas exóticas, viajes y otros gastos menores que dificilmente agotarían las riquezas obtenidas tras una buena sesión de aventuras. ¿Qué sigue? Hay otras opciones como lo son comprar propiedades en bienes raíces. Es decir, casas, bares, o hasta castillos. Centros de operación para que el grupo pueda descansar y tener donde guardar los frutos de sus hazañas.

Bienes Raíces

Esto último es de las cosas mundanas más recompensantes. Un grupo comienza los primeros niveles obteniendo suficiente dinero para comprar un local y luego ellos comienzan a decorarlo con aquellos tesoros que van más allá del oro: el mazo de un Ogro que casi los elimina; el penacho de un shamán kobold; la armadura de un cacique Hobgoblin; El escudo de armas de un Vampiro; El cráneo de un dragón. Las opciones sobran y va dandole historia no solo al lugar si no que le permite al grupo recordar sus sesiones pasadas con una mezcla de nostalgia y satisfacción al haber sobrevivido todo eso juntos.

Para algunos personajes existe la opción de crear objetos mágicos para el uso de ellos o de otros jugadores. Por defecto, las pociones pueden ser tomadas por cualquiera, pero los pergaminos solamente pueden ser usados por los hechiceros que tengan la habilidad de lanzar el hechizo en primer lugar. Aún extraño los días en que cualquier personaje puede usar pergaminos para lanzar hechizos de otros. Siento que esto da una mejor razón para que un personaje reciba un poco de dinero adicional entre aventuras por parte de sus compañeros a cambio de manufacturar estos objetos. Hasta el momento no me he topado con jugadores abusando la capacidad de usar pergaminos de otras clases y opino que podría ser un poco permisivo con esto. Si en algún momento sale de control se pueden generar tiros de habilidad (inteligencia/sabiduría) para poder usar el pergamino o de lo contrario este falla.

Donaciones

A veces el dinero es una buena forma de avanzar en la escalera organizacional de una facción o ayudar a los grupos religiosos locales. Una pequeña suma de dinero puede ayudar a ganar un punto (o evitar la perdidad de este) en una facción. También puede ser usado para comprar servicios de curación para enfermedades y otros males en un templo local e incluso obtener una bendición divina (inspiración).

No está demás mencionar que en caso de perder a un miembro del grupo a causa de muerte se necesita una buena suma de dinero para traerlo a la vida. Es decir que un grupo puede verse motivado a “donar” una cierta cantidad de sus ganancias al grupo para un seguro de vida que cubre los gastos de resurrección.

Títulos y Sobornos

Es natural que parte de las recompensas por completar una búsqueda se obtengan títulos de nobleza. Pero esta no es la única forma de obtenerlos. Estos pueden ser también comprados a nobles en capacidad de otorgarlos. ¿Para qué? Puede que este sea un gasto necesario para completar los objetivos de restaurar el estatus de Noble de un personaje. También puede servir para tener un puesto en otros círculos sociales donde conseguir trabajos especiales, avanzar la historia o descubrir información vital.

En ambientes enfocados a la intriga el dinero también puede ser una buena forma de obtener información adicional por medio de sobornos. Formas en que esto se maneja son mejor explicadas en este video.

Otras Monedas

Una forma de dar un poco de profundidad y realismo a ciertas escenas es mediante la creación de monedas alternas. Después de todo es natural que diferentes culturas, reinos u otras segmentaciones políticas generen diferentes monedas. Incluso civilizaciones antiguas pueden tener monedas de diferentes valores a los tradicionales y permitirle a los jugadores llevar su dinero con otras cuentas.

A primera vista eso suena muy complicado, y por ello siempre es recomendable tener la conversión de monedas de una forma sencilla. Una Iota equivale a 5 platas; Una Torre Enana equivale a 2 oros; Un Diamante Astral equivale a 100 Platinos, y así hasta tener todas las monedas que se necesiten. De nuevo, no es conveniente hacer un sistema donde 33.5 monedas de plata equivalen a 12.3 de otra denominación. Mantenganlo simple.

Otros Sistemas Económicos

Otros sistemas de juego tienen formas más directas de nombrar sus monedas como créditos o solamente oro. Sin embargo también existen los que pretenden hacer del dinero un asunto abstracto. Si el dinero no es central para su historia o la motivación de los personajes pueden adoptar algunos de estos sistemas opcionales.

Mythos: Wealth

En el 2005 tuve la oportunidad de jugar algo diferente a lo que estaba acostumbrado: D20 Modern. En este sistema me topé con una parte donde se anotaba el Wealth Bonus. Tiré 2d4 para cálcularlo y ahí quedó. (un +3 si les interesa saber) Debido a que el tema de la campaña era ser nosotros mismos, el equipo con el que empezabamos era justo lo que cargaramos ese primer día. Las sesiones pasaban sin obtener ningún tipo de dinero pero si uno que otro artículo interesante (Hasta el día de hoy todavía me acuerdo de la Sarajuana of Wisdom +1. Pero esa es otra historia). Finalmente terminamos la misión en la que nos encontrabamos y terminé en nivel 3, listo para comprar algo. La interacción fue algo como esto:

– Bueno, ¿Qué puedo comprar?

– Mirá la lista y haces tu Wealth Check.

– ¿Wealth Check? ¿Se tira para ver si pasa la tarjeta de crédito?

– Algo así… Tirá y verás.

En mi experiencia de oro, plata y cobre nunca había utilizado un sistema económico abstracto. En terminos sencillos, cada personaje obtiene un bono a su Wealth y lo utiliza para comprar cosas. Se hace una tirada contra un DC al igual que cualquier otro check. Puede comprar lo que sea con un DC por debajo de ese bono sin afectar su bono. Si por el contrario decide comprar un objeto con un DC mayor a su bono y/o el DC es mayor a 15 el bono se reduce en 1 permanentemente. DCs mayores reducen aún más el Wealth. Era posible obtener recompensas que aumentaran el Wealth así como subir de nivel también potencialmente mejora el bono de Wealth.

Imaginarán que esto hacía las compras bastante sencillas en cuanto a hacer cuentas, pero también lo hacía sumamente extraño. El razonamiento detrás de esto yace en que un personaje utiliza diferentes métodos de pago para poder obtener las cosas que necesita para cumplir su trabajo y luego se ajusta de una manera u otra. El bono de Weatlh nunca se reduce a menos que +0, pero estar en ese número previene que se pueda siquiera intentar obtener cosas con DCs mayores a 10.

Se que están pensando lo mismo que yo hace unos años: Si es un tiro ¿Puedo intentar nuevamente? Como siempre la decisión de eso queda a discresión del DM. Muchas veces si, pero con un costo de tiempo para conseguir las cosas. Las reglas de ese sistema estipulaban que uno conseguía todos los objetos comunes sin modificación de tiempo pero algunas cosas (generalmente en el mercado negro) debía utilizar un número de horas igual al DC del objeto para poder conseguirlo (se obtenga o no). De esta manera consume otro recurso no tan abstracto: el tiempo disponible para hacer las compras y por ende limitar otras compras. No es un mal sistema, pero si requiere algo de trabajo del DM discernir un DC apropiado para esto y cambiar algo las reglas. Usese bajo su propio riesgo.

Dinero en Altamar

Otro sistema económico abstracto como el de 7th Sea asume que los personajes son capaces de comprar absolutamente todo lo que necesitan para sobrevivir. El dinero solamente sirve para las cosas extra. Estos se acumulan en puntos de Wealth que desaparecen al final de cada sesión. Se usan para:

  • Un riesgo social donde el dinero puede alterar el resultado. Cada punto permite volver a tirar un d10.
  • 1 punto compra una buena arma o un buen caballo.
  • 3 permiten contratar servicios de un grupo de 5 personas.
  • 5 permiten comprar algo poco común o incluso ilegal.
  • 8-10 permiten comprar casas, barcos, y otras cosas caras.

Si los héroes obtienen alguna recompensa monetaria al final de una sesión, estos empiezan con esos puntos de Wealth en vez de comenzar desde 0. Formas alternativas de obtener dinero es por medio de una labor o profesión, y con ello obtienen puntos igual a los rangos de esa habilidad.

Notarán que es un poco complicado llegar a tener mucho dinero acumulado, así que el DM puede permitirle a los jugadores guardar un poco (al menos la mitad) de su Wealth de sesión a sesión para llegar a comprar cosas grandes como una casa o un barco. Este sistema termina siendo más sencillo de adaptar a Calabozos y Dragones, pero también disminuye mucho el impacto de recibir una gran cantidad de dinero como recompensa por sus esfuerzos. Tener puntos de Wealth y otras formas abstractas puede ayudar a mantener la atención en la acción y la historia, pero otros aún prefieren el sonido metalico de varias monedas de oro resonando en la imaginación de quienes juegan en la mesa.

 

Como implementar Alignments y no morir en el Intento

En su momento la alineación moral estuvo estrechamente relacionado a las mecánicas de los personajes, tanto así que muchas clases tenían en sus requisitos ser de ciertas alineaciones. Hablaremos un poco de como interpretar las alineaciones, como afectaron en su momento y como se ha perdido un poco de su relevancia en las ediciones más recientes así como también un par de ideas para implementarlas en las sesiones actuales.

¿Con que se comen?

Las alineaciones son un espectro de valores morales que un personaje tiene. Se conoce comunmente por una matriz de 3×3 que cuenta don dos ejes principales: uno del bien versus mal y otro de Ley versus caos. Para entenderlo de manera sencilla se trata de describir al espectro del Bien contra el Mal como una medida en la que un personaje está dispuesto a realizar ciertas acciones. Un personaje bueno evitará matar, excepto quizás en defensa propia, en retribución por un crimen de igual magnitud o cuando todas las demás opciones han sido agotadas. Un personaje que tiende a la maldad es más propenso a matar sin consideración.

Hay que recordar que esta noción de bien contra el mal va más hacia su implementación como mecánica de juego que como una especie de crítica social. Siguiendo esta línea de razonamiento se puede considerar un personaje bueno aquel que realiza actos altruistas mientras que se ve como malvado algo egoista. El bien busca el beneficio de otros, el mal busca el bien propio.

La Ley y el Caos se refiere a un espectro de normas sociales fijadas. Estas son independientes a los conceptos del Bien y al Mal descritos con anterioridad. Por ejemplo, ciertas historias pintan a los Drow tienen una estructura social bastante rigida, con reglas, sanciones y protocolos regulados pero donde cada quien vela por sus propios intereses dando como resultado una sociedad Mala pero apegada a las Leyes. Por otro lado se puede decir que los forajidos de Robin Hood eran ladrones, truanes y sin vergüenzas, pero sus intenciones era la de rebelarse contra las clases poderosas que tenían al pueblo bajo su Yugo y enmendando los agravios que tenían. En este caso Robin Hood era Bueno, pero completamente Caótico. Ciertos casos, como el de los animales que solo buscan sobrevivir matan todos los días pero solo para subsistir y por ello se considera que están en el punto medio entre la Ley y el Caos.

269c9f33a2b0f534ff1a35f19c9c5029.jpg

Mythos: Uso en el tiempo

Los pícaros y los bardos solo podían ser caoticos. Los monjes solo podían respetar las leyes. Los Druidas solo podían ser neutrales en al menos un eje y todos los Paladines debían ser Buenos y Lawful o perdían todos sus poderes. Así que habían buenos pícaros y malos pícaros pero todos eran caóticos. Esto hacía que hasta la magia fuera afectada por los Alignments por medio de hechizos que daban tenían como restricción el ser de un alignment o que afectaban a un cierto grupo de personas bajo cierto alignment. En su momento la alineación moral de los personajes tenía un impacto fuerte en el juego que permitía hacer personajes bastante complejos e interesantes si el DM usaba eso de manera apropiada pero al mismo tiempo creaba limitantes un poco fuertes si el DM era poco permisivo.

Con la llegada de 4ta edición, la alineación se divida en buenos, malos y sin alineación. Siendo esta la edición con más enfásis en las mecánicas el concepto de la moralidad del personaje se redujo a solo un adjetivo en la hoja de personaje que tenía tanto impacto en la mesa de juego como el color de los ojos y el color del cabello.

En 5ta edición los alignments han vuelto en cierta medida pero siguen sin ser parte de las mecánicas y no están ligadas a ninguna característica de los personajes y no hay reglas o lineamientos de como integrarlos en una sesión de juego.

Cambio de Alignments

Hay dos formas clásicas en las cuales un personaje puede cambiar de alignment. La primera es por medio de una experiencia fuerte o un dilema moral presentado al grupo de aventureros en el cual la acción termina marcando al personaje de tal manera que su percepción del mundo se ve alterada y como resultado cambia en uno de los dos ejes un paso. La otra es por medio de un DM holgazán que coridalmente le informa al jugador que la acción que ha decidido tomar por su personaje no va acorde a lo que escribió en su hoja y por lo tanto ha cambiado.

En mi experiencia los alignments son una herramienta excelente para el desarrollo de un personaje. Si este está a punto de tomar una acción que no va con su alignment se le puede informar que su acción lo aleja poco a poco de su concepto de personaje (lo cual no es malo) y de ser así podría justificar su acción. De ser pertinente, el DM puede adjudicar que la alineación moral del personaje cambia como resultado, pero es mejor que se de como un acuerdo entre jugador y DM. Cambiar la alineación por un capricho del DM tiene sentido solo si es el resultado de un efecto magico como la dominación de una Succubus, o un encantamiento que obligue al jugador a tomar acciones en contra de su voluntad o de lo contrario morirá. Estos cambios son más bien temporales y no deberían cambiar al personaje y de hecho podrían crear fuertes conflictos emocionales en el personaje.

1d100: Habilidades con Alignment

Platicando con DM Mani pensamos en como podríamos modificar una que otra característica de las clases para que pudieran usar el Alignment o al menos demostrar como la elección de este modifica el resultado mecánico de los personajes. Por favor tomen a consideración que lo que escribiré en esta sección no ha sido probado, es solo una sugerencia interesante planteada por nosotros y no es de ninguna manera un cambio completo al juego.

Primero debemos considerar que la intención de diseño es la de quitar las restricciones que una vez existieron en 3.5, pero darle un efecto ligeramente pequeño a las cosas existentes como algunos poderes lo tuvieron en 4ta.

Inspiración de Alignment

El Bardic Inspiration de los bardos puede cambiar dependiendo de la naturaleza del bardo.

Lawful – Metrónomo: después que el aliado utilice el bardic inspiration, tu obtienes el beneficio pero debes usarlo antes del final de tu siguiente turno.

Neutral – Balada: si el resultado en el dado de bardic inspiration es 1, este no se gasta.

Chaotic – Mockery: el bardic inspiration puede ser usado en enemigos pero el resultado del dado es restado del resultado del tiro.

El Rage de un Barbaro puede tomar diferente forma dependiendo de si es bueno o malo.

Good – Pack Tactics: cuando el bárbaro ataque y dañe a un enemigo mientras esté en Rage, todos sus aliados tienen +1 en los ataques y al daño contra ese enemigo hasta el comienzo del siguiente turno del bárbaro

Neutral – Endurance: el bárbaro obtiene puntos de golpe temporales igual a su modificador de constitución al entrar en ira, los cuales duran hasta el comienzo de su siguiente turno.

Evil – Intimidation: todos los enemigos a 5 pies del bárbaro deben hacer una tirada de salvación de sabiduría contra el tiro de carisma (intimidación) del bárbaro. Los que lo fallen se encuentran asustados del bárbaro hasta el comienzo del siguiente turno del bárbaro.

Estos añadidos son pequeños cambios en las mecánicas existentes en los primeros niveles y pueden ser extrapoladas a niveles más altos o incluso llenar pequeños agujeros en el progreso de cada clasea a fin de dar un poco más de importancia en otro aspecto del juego que ha tomado un rol más pasivo.

Cómo improvisar en la Mesa de Juego

En mi experiencia, parece ser más fácil improvisar si uno ha estado en situaciones díficiles como escribir un reporte, una tarea, dar una explicación rara para no arruinar una sorpresa o cualquier otra interacción social que lleve a decir algo de la nada. Si han logrado salirse con la suya en alguna de esas situaciones esto de improvisar ya lo tienen más que dominado.

Seguro hay otros que no. Hay gente que no puede pensar rápido y por eso se sienten más cómodos planeando todas las posibilidades y tener un plan a, b, c… X con tal de tener todas las salidas cubiertas. Pero aún cuando traten de pensar en todas las variables hay cosas que se salen de control en una sesión de rol. Después de todo tenemos a dos o cuatro personas diferentes a nosotros que aún conociendolas toman decisiones que no necesariamente vemos venir.

No me malinterpreten. Yo pienso que la preparación es muy importante y se nota cuando una sesión ha sido preparada y cuando no. Pero un DM debe ser flexible para dar a los jugadores una experiencia que no se da en los videojuegos u otros juegos de mesa. Es esa fluidez la que mantiene a la gente enganchada y lo que ha permitido este tipo de juegos evolucionar y mantenerse vivos por tanto tiempo.

El Cuaderno Secreto

Una de las cosas que sirve para aquellos amantes de la preparación y que tienen problemas para improvisar es usar una especie de cuaderno pequeño para apuntes. Puede ser cualquier cosas que quieran, desde una agenda hasta unas cuantas hojas en blanca. El punto es tener algo donde puedan apuntar unas cuantas notas sin que nadie más que ustedes puedan verlas. Lo importante es que sea lo suficientemente pequeño para sotenerlo con una mano y escribir con la otra. Pueden tener varias listas de nombres para personas, lugares o cosas así como alguans páginas en blanco.

Hay veces en las que caen en situaciones donde se han inventado más de algo. Pero quieren mantener la historia con un grado de consistencia. Así que apunten ahí lo que acaban de inventarse. Por ejemplo, tienen un reino con un número fijo de pueblos y ciudades; en algún punto los personajes se perdieron y llegaro a un territorio inexplorado porque sus acciones o las tuyas en el momento hicieron que eso sonara no solo plausible sino  también interesante. Pero nunca le pensaron en un nombre para él. Luego alguien pregunta ¿Cuál es el nombre del pueblo? Primero: no tengan miedo. Tienen la respuesta. Solo vean su cuaderno y lean uno de los nombres. Marquen el nombre y hagan una anotación sobre como ese ahora es el nombre de la ciudad.

El Cuaderno sirve para todo: personajes, lugares, trampas, calabozos, títulos, facciones, etc. Si crear nombres no es lo suyo pero quieren un generador siempre pueden usar Chaotic Shiny

Los Jugadores También Cometen Errores

De vez en cuando (más que todo en el fragor del combate) alguien olvida algo importante. Un jugador puede acordarse turnos más tarde de un efecto secundario de algún poder que bien podría afectar todo lo que ha sucedido en el combate. ¿Qué hacen? Es bastante simple. Las cosas también fallan en la vida real, pero en las películas épicas logran funcionar al final de una forma u otra. Pueden responderle al jugador que se encargarán de eso, y ya sea en ese momento, al turno siguiente o cuando ustedes consideren prudente describen la acción como que el enemigo ya no pudo suprimir el efecto por más tiempo. Aquella herida finalmente hizo ese daño extra, o su vulnerabilidad a un elemento finalmente se activó, las penalidades finalmente toman efecto, etc. ¿Qué tal si ese efecto prevenía que un jugador muriera? Pueden decir entonces que ese efecto no funcionó en su momento pero que el jugador está a toda ley aún con vida. Cosas como esas suceden en las historias también. Un personaje puede estar inconciente, herido, en el suelo pero aún con vida. Aún hay muchas dificultades por vencer pero un buen personaje no ha visto su fin solo porque alguien olvidó que una habilidad tenía un efecto secundario.

Diferentes situaciones piden diferentes decisiiones, todo se basa en encontrar la manera de tener a sus jugadores contentos sin la presión de que un error puede acabar con todo. Es bueno dejarlos con ciertas dudas con tal de mantenerlos alerta, pero ninguna cantidad de improvisación debe hacer sentir que sus personajes son inmortales. De mi parte, un golpe crítico, una habilidad decisiva de un antagonista o problemas similares llevan consigo un recordatorio permanente en forma de cicatrices, declaraciones de venganza jurada, maldiciones etc. Harry fue el niño que vivió, pero toda su vida tuvo la cicatriz. Frodo logró destruir el anillo, pero le costó un dedo y una cicatriz física y otra mental que lo forzaron a abandonar la comarca.

Reciclar es Bueno Para el Medio Ambiente

Los personajes abren un compartimento secreto y encuentra la entrada trasera a la guarida del enemigo. Planean su siguiente paso a medida que se adentran en el tunel. Revisan sus notas y se ponen en blanco al darse cuenta que en la entrada hay una trampa que olvidaron por completo y fue hace tanto que ya no tendría sentido. Se pegan en la cabeza diciendo, claro AHORA me recuerdo. ¿Cómo pude olvidarlo? Después de todo habían pasado una o dos horas pensando en una trampa bastante original para sorprenderlos y ahora todo por un descuido se perdió. Bueno, sucde que más adelante en el tunel, a medida que descienden el peso del grupo activa la trampa. ¿Porque desperdiciar su trabajo cuando un pequeño cambio puedo hacerlo funcionar igual? Si los jugadores hubieran buscado por trampas la hubieran podido encontrar, pero no en el compartimento, ya que esa trampa ha cambiado y ya nunca estuvo ahí. Ahora se encuentra más adentro. Esto de reciclar se resume a usar algo que ya tenían en mente pero cambiarlo ligeramente debido a un error de su parte. Nadie va a saber lo que hicieron, pero su preparación dará frutos de todas formas.

En otra situación los personajes puede que se pongan a pelear en un taverna con las autoridades locales. Esto no era parte del plan pero los instigadores del grupo decidieron que había que hacer algo para divertirse. Obviamente, no tienen ningún bloque de datos para este encuentro. ¿Cómo calcular ataques, daño, habilidades y demás en tan poco tiempo? Solo toma un respiro y ve a los datos de encuentros previos, usa los mismos modificadores y una que otra habilidad que parezca pertinente. Si el lugar está lleno de gente, puedes incluso hacer que esas autoridades sean enemigos disfrazados y explicar cualquier habilidad extraordinaria que no encajara. Si se sienten especialmente confiados pueden acompañarlo con “Wow, no pensé que se darían cuenta de los enemigos en cubierto tan pronto.” Esto es una forma de recompensar a los instigadores del grupo y apelar a su espíritu de emoción y aventura.

Improvisando en Materiales Publicados

Esto es más fácil de lo que parece. La mayoría del trabajo ya está hecho. Las personas tras estos modulos han pasado semanas o incluso meses pensando en enemigos, escenarios, misiones, tesoros etc para la campaña. Incluso hacen listas de las posibles reacciones que puedan tener los NPCs. Pero hay cosas que nadie puede preveer. Alguien puede tomar un curso completamente diferente e ir para otras áreas no anotadas en los mapas. En estos caso hay que seguir adelante. Decir si. Seguir la corriente. El que dirige la campaña so nustedes. Solo hagan de de caso que todo está bien y diviertanse con lo que sea que suceda. Piensen en las buenas y malas consecuencias de sus actos y modifiquen las cosas acorde a eso. Solo porque las cosas estén escritas con anterioridad no significa que todo suceda en un envase hermético. Dejen que cada quien venga con sus ideas originales. Por cierto, feliciten a quien sea cuya acción haga a todos en la mesa de juego reír.

Pequeños Errores, Grandes Errores y malos errores.

Muchos, como he dicho antes, tratan de controlar todo y preparar cada una de las variables posibles. No tiene nada de malo planear las cosas y tenerlo todo de manera organizada. Se nota cuando hay trabajo en el fondo. Pero a veces no es necesario hacer todo eso y puede que su tiempo libre se vea disminuido si lo hacen muy seguido. Ese es un pequeño error. No tienen porque tratar de leer la mente de sus jugadores cada vez que se sienten a jugar. Planear es bueno, pero no se pasen.

A veces olvidan una parte importante que pudo generar diferentes acciones por parte de los jugadores. ¿Cómo manejan esto? A veces su mente está tan ocupada en otras cosas que olvidan mencionar que el Rubí encantado que buscaban se encontraba en el tesoro del dragón que acaban de derrotar, pero decidieron seguir adelante. Todo hubiera sido diferente si tan solo se hubieran quedado a examinar la pila de tesoros. Talvez olvidaron que un NPC importante debía darles las indicaciones necesarias para llegar a su destinay ahora se encuentran perdidos. Ese es un gran error. Pero nada que no se pueda solucionar como lo he expuesto más arriba. Podrían presentar al NPC más adelante de una manera creible a manera de solucionar el embrollo. Quizás se inventen que el Rubí estaba oculto mágicamente y fue si no hasta que pasó el efecto del hechizo que los jugadores lo notaron. Incluso si no pueden pensar en una solución en el momento, pueden pensar en algo que al menos les de tiempo para ir al baño o ir por más agua y crear algo más lógico y congruente.

En el peor de los casos, los jugadores pueden frustrarse y pedir un cambio en la historia por lo que han pasado. Primero: no se sientan culpables. No están en un juicio en la Suprema Corte; están en un juego de mesa. Hicieron un error y pueden corregirlo. Vean a los jugadores a los ojos, reconozcan el error, arreglenlo y traten de encontrar un punto medio. Una cosa es pretender que las cosas están bien y crear un ambiente amigable en el cual los pequeños errores se ocultan y otra es enfrentarlos y mentirles a la cara solo para tener la razón. ESE es un mal error. Cuando se equivoquen, aceptenlo y cotinuen. No hay nada de que avergonzarse.

 

Creando Aventuras

Las aventuras son la base de toda sesión de juego. Para muchos DMs es la mejor forma de representarse de manera creativa y por ende resultar en sentirse muy bien al hacerlo. Como he dicho antes, todos pueden ser DMs, así que si no se consideran creativos aún pueden hacer una aventura digna de cualquier sesión de juego. Estas pueden ser de todo tipo, desde aventuras pequeñas que se resuelven en una o dos sesiones o una especie de episodio en una gran historia conocida como campaña. Si lo vemos de esa manera la unidad más pequeña de juego son las sesiones de juego. Generalmente de dos horas a lo que su grupo esté dispuesto a invertir en el juego. Después le siguen las aventuras que pueden durar lo mismo que una sola sesión o varias. Una campaña es una serie de aventuras relacionadas. En cualquier caso de los mencionados estas secciones de juego tienen principio, desarrollo y final.

Hay ciertas estructuras que se aplican para los tres casos y voy a escribir un poco de ello y como como crear aventuras. Existen varias formas de formular una aventura (y por ende una campaña) así que voy a dejar un poco de cada una con algunas experiencias de conocidos y la mía.

Mythos

Al y Stu son DMs de varios años. Toman como principales herramientas la batalla final de una aventura/campaña, es decir el objetivo final y por otro lado un tema que gira en torno de la aventura/campaña. Por batalla final se refiere a ese combate o encuentro decisivo que marca el final de una aventura. Puede ser algo tan pequeño como encontrarse con un teniente del villano principal, hasta un encuentro cara a cara con un avatar de Tiamat. En el caso de Tiamat podríamos decir que el tema es dragones. Esto les da una idea a los jugadores de que desafíos van a encontrar y como prepararse. Por ejemplo, todos los personajes pueden colocar Draconic como un lenguaje que ellos sepan para que todos puedan comunicarse; elegir hechizos de resistencia elemental; usar ciertos tipos de armaduras, etc.

Manny prefiere empezar de otra manera. Toma un tema y comienza a construir alrededor de ese tema diferentes aventuras. Crea un inicio o un gancho (hook) para llamarle la atención de los jugadores, generalmente presentándoles un problema a resolver y finalmente dando opciones para que ellos resuelvan por su propia cuenta.

Mi manera de crear aventuras es parecida. Comienzo creando un problema para los jugadores y presentándoles opciones de como enfrentarlo. Estas opciones son bastante obvias y sirven el propósito de cambiar el mundo en el que viven de una forma u otra. Por ejemplo, están atacando el pueblo. Van a defender la puerta oeste o la puerta este? Si eligen una se encuentran con ciertos enemigos y sucede A, y si van al otro lado se encuentran otros enemigos y sucede B. El camino que hayan elegido los lleva por otros caminos donde tendrán más elecciones. Todas las elecciones no tomadas tienen consecuencias, pero de la misma manera las acciones que si tomaron les darán ciertos beneficios permanentes. Este método puede ser algo laborioso y quizás no es bueno para nuevos DMs. Pero diré que aunque parezca demasiado trabajo esto me ha resultado bastante recompensante.

Estructuras Básicas

Comienzo

Una aventura empieza con algún gancho que llama la atención de los jugadores. Si no todos, al menos casi todos. Les da una buena razón para que sus personajes se involucren. A veces esa razón es sobrevivencia, en otras simplemente dinero. En cualquier caso su motivación debe ser clara y enfocada a donde se planea llegar.

Medio

Aquí es donde está la mayor parte de lo que sucede. Los jugadores encuentran los secretos de ruinas olvidadas, se arman de objetos de poder o descubren información que puede alterar sus planes iniciales para resolver el problema inicial. Recuerden que los personajes son los héroes de la historia. No hay que dejarlos ver como los eventos se desenvuelven frente a ellos si no más bien que se vean afectados por sus acciones.

Final

Esta es la batalla decisiva, el climax, la resolución del conflicto que se ha estado creando y debe ser la parte más tensa. Aquí, su destino puede estar en juego. Si no, al menos algo bastante importante para ellos. Este resultado debe ser impactado por las decisiones y acciones (o inacciones) de los jugadores.

El final no debe porque resolver cada cabo suelto de manera conclusa. Algunas cosas pueden quedar en misterio para siguientes aventuras.

(Nota: Haré un pequeño suplementario el fin de semana sobre otra forma de estructurar las aventuras basándose en el método oriental de narrativas)

Elementos de una Aventura

Sitios de aventura y Eventos

Un sitio de aventura es una ciudad, un pueblo o un lugar que sirva de centro de operaciones para las primeras aventuras de un grupo. Desde ahí los jugadores tienen acceso a diferentes aventuras como uno o dos calabozos cercanos y quizás alguna que otra guarida de monstruos. Si el lugar es propicio para muchas aventuras, puede incluso hacerse un gran calabozo con varios niveles en los cuales los jugadores pueden descansar de cuando en cuando. En cualquiera de estos casos es recomendable hacer un mapa (no importa si es un garabato una obra de cartografía, pero que se pueda entender un poco) y delimitar el área. al menos unos veinte kilómetros a la redonda de donde se encuentran los jugadores. Alternativamente los jugadores pueden enfrentarse a un evento único que sus personajes deben afrontar.

Para cualquiera de ambos casos es buena idea planear el objetivo que pretende cumplir un sitio de aventura o el villano. ¿Es un lugar que guarda un tesoro? Quizás es una antigua prisión de un elemental. ¿Qué pretende el villano? Quizás quiere venganza, poder o solo está loco. ¿Qué otros personajes pueden ser clave para los jugadores? Hablaré más en detalle sobre esto en la siguiente entrada.

Amenazas Creíbles

Una buena forma de comenzar una aventura es dándole a los jugadores una amenaza que ellos deban corregir. Algo tan sencillo como un villano con sus lacayos, o una horda de monstruos atacando constantemente o una organización secreta con planes nefastos. Cualquiera que sea debe presentarse de manera que puedan tomarse en serio. Claro, siempre tomando en cuenta los gustos o motivaciones de los jugadores.

Elecciones

Independiente del estilo que decidan usar, todos tienen elecciones de una forma u otra. Todos los DMs le permiten a los jugadores elegir sus caminos. Aún en los que tengan una batalla final ya seleccionada, el camino está lleno de decisiones que puede hacer más fácil o más complicado ese desenlace. Estas pueden ser tan sencillas como que problemas resolver primero o tan difíciles como que el resultado afecte negativamente a los jugadores si se equivocan. En cualquier caso esto debe pesarse contra el tipo de jugadores que uno tiene.

Encuentros diferentes

Una vez hayan corrido una que otra aventura, notarán que los mismos escenarios de calabozos subterráneos pueden tornarse aburridos. Si ese es lo que motiva a los jugadores, está bien. Pero siempre es bueno cambiar los paradigmas de vez en cuando. Algo tan sencillo como usar habilidades para solucionar un encuentro (negociando algo en vez de pelear por ello), resolver acertijos o aguantar oleadas de enemigos hasta que cierto tiempo pase pueden ser cambios interesantes para los encuentros que enfrentan los jugadores.

Resoluciones

El resultado de cada aventura debe llevar consigo la resolución de un evento que afecta el mundo donde viven los jugadores. ¿Salvaron la vida de la Reina? Ahora ellos tendrán una recompensa en metálico, o quizás títulos nobles. Quizás los personajes que planeaban derrocarla ahora están enojados con los jugadores y buscarán desacreditarlos. Cualquiera que sea lo que suceda, debe tener un impacto en el resto de las aventuras de una forma u otra.

Sorpresas

Siempre es buena idea darle un giro a las cosas. No hay ninguna prisa por revelar una sorpresa al principio de una aventura o incluso en las primeras aventuras. Pero cosas misteriosas o fuera de lugar puede ser bastante bienvenida. Cosas como descubrir que el sótano de un castillo abandonado e infestado por monstruos oculta la guarida de un dragón. Quizás mientras los jugadores se pierden en el bosque se encuentran con un camino conectando a otro plano que solo se puede ver en la luna llena.

Demasiadas sorpresas muy seguido puede dar la sensación de inconsistencia. Recuerden que hacer cosas que los jugadores disfruten es bueno, pero hay que marcar ciertos límites a veces.

Cosas que Evitar

Muchos DMs nuevos pueden caer en estas situaciones y deben evitarlas en la medida de lo posible.

Forzar a los jugadores

Cuando un DM crea una aventura o campaña existe la tentación de ver lo que uno había planeado realizarse en la mesa de juego. Esto lleva a los DMs a dictaminar las acciones de los jugadores y forzarlos a hacer algo que ellos no quieren. Esto puede ser bastante frustrante para ellos y se desanimarán al sentir que no tienen poder en sus decisiones.

Deus ex Machina

A veces ante los mejores cálculos o por mala fortuna de los jugadores estos terminan en un predicamento tan malo que no hay otra forma más que salvarlos usando un mecanismo conocido como Deus ex Machina. Utilizado de manera excesiva o implementandolo mal lleva a los jugadores pensando que sus actos no tienen consecuencias negativas. Poniendo a los jugadores en situaciones donde solo pueden salvarse por intervención de otros los coloca en un asiento de espectadores. Siempre hay que permitirle a ellos resolver cada problema usando sus propias habilidades. Es mejor que ellos puedan vencer a un enemigo pequeño por sus propios medios que haber derrotado un gigante solamente porque otro personaje llegó en el momento justo a salvarlos. Claro, esto no significa que un agente detenga a un enemigo más poderoso que los aventureros para que ellos puedan salvarse y entregar un mensaje o cumplir con su cometido. Esto está bien ya que su objetivo es otro, no vencer al enemigo super poderoso, si no otra cosa que tiene sus propios problemas a resolver. Piensen en la escena de Moria en el Señor de los Anillos como la forma adecuada de hacerlo.

Contrarrestar a los jugadores

Basándonos de nuevo en la teoría de fijar un tema para la campaña, sería incorrecto hacer un encuentro diseñado para contrarrestar todas y cada una de las habilidades de los jugadores. Está bien presentarles retos para que algunos jugadores pero balanceándolo para que otros jugadores puedan brillar. Haciendo un encuentro en el que todas sus habilidades (a una específica que se usa solo en esas situaciones) terminan siendo inútiles solo los frutará. Aunque no lo parezca, los jugadores no son el enemigo.

La mala suerte no es razón para que los jugadores mueran

A veces los dados son malos. La verdad es que los jugadores tienen menos probabilidades de tener críticos en comparación con el DM. Por ello es muy probable que la mala suerte esté de su lado. Los jugadores deben morir por sus malas decisiones, no porque sus dados salieron muy malos. No hay problema en que ellos pierdan por mala suerte, pero no deben morir por ello.

Espero que estos consejos les sean de ayuda a nuevos y viejos DMs y les de una mejor idea de que pueden hacer para mantener el interés de sus jugadores. Esperen mi entrada suplementaria el fin de semana sobre otros tipos de narrativa. La siguiente semana hablaremos sobre los tipos de aventura que hay que preguntas plantearse para hacerlas más interesantes. Si tienen comentarios, dudas o un buen chiste por favor dejenlo en la sección de comentarios de abajo.